Ciudad Limpia refacciona el Laboratorio Central

Con la colaboración de jornalizados del Movimiento CUBA M.T.R, limpiaron y pintaron el hall de entrada y el exterior del edificio a pedido de su directora, la bioquímica Susana Raselli. Las instalaciones fueron inauguradas hace 20 años como Laboratorio Central y lleva los mismos años sin ser reparado en forma integral.

Un largo trabajo enfrentó Ciudad Limpia durante la semana, y hoy es un nuevo desafío que se concreta con el esfuerzo y el compromiso de las personas. Luego de un pedido hecho por la bioquímica Susana Raselli, actual directora del “Laboratorio Central Dra. Francisca Luna de Bolsi” a Ciudad Limpia, junto con jornalizados del Movimiento CUBA M.T.R limpiaron y pintaron el hall de entrada y el exterior del edificio.
Durante la entrevista, la Dra. Raselli aseguró: “El edificio que tanto costó conseguir se estaba deteriorando y de parte del Ministerio, por varios motivos, el mantenimiento siempre fue postergándose”. El edificio fue inaugurado hace 20 años como Laboratorio Central, el cual lleva los mismos años sin ser reparado en forma integral por parte del Ministerio de Salud.
Aún así, la doctora aclara que recién hace dos años y medio, bajo su dirección, el laboratorio recibió un mantenimiento de urgencia en el área de Microbiología, el cual en esa oportunidad debía recibir a personalidades importantes del mundo de la salud de todo el país, y “hubiera sido una vergüenza recibir a los doctores bajo un cielorraso que se caía, en un sector donde todo tiene que estar impecable, tiene que estar todo estéril”, afirmó la doctora.
El objetivo de esta institución es ofrecer un servicio que vaya más allá de la atención médica al paciente. Que no sólo encuentre una solución a su problema de salud, sino que sea atendido en un lugar cómodo y armonioso.
Por este motivo, y viendo que el pedido a las autoridades correspondientes no era escuchado, la directora pidió a Ciudad Limpia poder concretar este anhelo, y obtener así una presentación de infraestructura acorde a un servicio donde se brinda salud.
Con respecto a la actitud que moviliza este tipo de acciones en los colegas, Raselli, afirmó que “se encuentran sorprendidos de lo que se puede hacer con el compromiso de cada uno, y que no es tarea sólo de Ciudad Limpia, quienes considero son los pioneros en ponernos en marcha para un trabajo que debe ser tomado por todos, sino que es tarea de cada vecino que pretende ver su ciudad mejor”.
Además, señaló: “uno puede hacer cosas por el otro, y así les digo a mi colegas que cada uno puede poner su granito de arena para trabajar en un espacio armonioso”.
La tarea en el Laboratorio Central continúa, ya que si bien la actividad se concluyó en dos etapas. Una destinada al sector interno y otra al externo. De todas formas. Carlos Alabe, coordinador del Proyecto Ciudad Limpia, reconoció que aún hay “mucho por hacer” y no pasó por alto “la importancia que significa la colaboración de la comunidad para acercarnos cada vez más a la ciudad que queremos”.
Este es un resultado más del trabajo de Ciudad Limpia, que va pintando la ciudad con el mismo carácter con el cual comenzó: promover una cultura ciudadana participativa.
DIGNIDAD, IGUAL A TRABAJO Y COMPROMISO
Junto al objetivo de embellecer la ciudad, el Proyecto Ciudad Limpia comenzó una tarea de enseñanza y formación a cambio de compromiso y trabajo.
Los protagonistas son los jornalizados que pertenece al Movimiento CUBA M.T.R. y está integrado por Magdalena, Polonia y Natalia Alcaraz, Maira Acevedo, Horacio Aquino, Ramona Franco, Walter Fretes, Norma González Joana y Raúl Meza, Romina Marin, Mercedes Oviedo, Soledad Quintana, Sandra Solis, Rocio Veron, Miguela, Yamina y Valeria Zeniquel.
Ciudad Limpia les da la posibilidad de ser personas dignas a la hora de cobrar un plan trabajar, dándoles herramientas y una capacitación de trabajo para ir perfeccionándose y aprender un oficio que los ayuda a salir adelante. “Pienso que el Proyecto les da la posibilidad de encontrar su dignidad, y que aún sin tener la posibilidad de acceder a un trabajo, se les presenta una puerta de ayuda y adhieren”, afirmó Raselli.

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *